LA MATRIX DE DUELO

Falleció Jean Baudrillard, filósofo estudioso de los medios, autor del libro "Cultura y Simulacros" cuyo pensamiento inspiró a los hermanos Wachowski para construir su epopeya new age The Matrix. Supongo que su partida será motivo para que muchos se vuelvan a rayar con sus teorias sobre la realidad virtual y la "desrealización" de la realidad.

Naturalmente sus reflexiones sobre las mediaciones y la representación de la realidad son imprescindibles para todo aquel que se de cuenta que eso de la "objetividad" e "imparcialidad" de los medios informativos son pura farsa. Sin embargo el trecho hacia la negación de la realidad es bastante corto. El de Baudrillard es un paseo intelectual de esos que le hacen pensar al desarmado que ha vivido engañado toda su existencia, si acaso no llega a negar también la suya propia. El pensamiento crítico se torna arrealista y la realidad una suerte de grados de ilusión. De esta forma que no les extrañe que algunos de los paseados se hayan vuelto budistas (en el mejor de los casos) o apologistas de la violencia terrorista, sustentados también por otros maestros de la externalidad del mal rousseana como Derrida, Deleuze, Sartre, Chomsky, etc.

Mi reflexión viene a propósito de lo que acaba de conversar con un amigo, medio punkeke, quien fué el que me dió la noticia. Sabio él, con una sola frase condensó todo esta scientia et praxis posmoderna: A la mierda con todo!

No me queda sino aprovechar la oportunidad para agradecer el haberme topado con la obra de dos personajes que abrieron mis achinaditos ojos a la realidad: Jean Francois Revel (fallecido el año pasado) y el monseñor Luigi Giussiani (fallecido el ante-año pasado), fundador del movimiento católico "Comunión y Liberación" al que pertenezco:

La fórmula del itinerario que conduce hacia el significado de la realidad es vivir lo real sin cerrazón, es decir, sin renegar de nada ni olvidar nada. Pues, en efecto, no es humano, o sea, no es razonable, considerar la experiencia limitándose a su superficie, a la cresta la ola, sin descender a lo profundo de su movimiento.
Tags:

3 comentarios:

  1. En lo referente a la influencia desvirtuadora o mejor, manipuladora de la realidad, concuerdo en que hay una especie de Matrix respecto a la veracidad de la información y de la interpretación de la historia.
    Cosa de ver...tu has dado innumerables ejemplos.

    ResponderEliminar
  2. Pero podemos darnos cuenta de la manipulación aplicando ciertos criterios e información previa. El problema es que muchos se ciegan ante aquello que corresponde con sus prejuicios. De alli que tengamos mayorias que votan por Chavez, Evo, y casi Humala en el Perú, tragandose sus cuentos.
    Cuando no se está seguro de nada, se puede creer cualquier cosa.

    ResponderEliminar
  3. Los medios de izquierda o derecha son prejuicioso. No se le puede pedir a que diario o revista de izquierda elogie Adam Smith.

    ResponderEliminar